El presidente de la AChM y también edil de La Granja, Felipe Delpin, si bien valora la reducción del límite en zonas urbanas, lamentó que esto signifique perjudicar las arcas municipales de las comunas con menos recursos.

“…Esto va a disminuir los accidentes viales”, pero enfatizó en que “es lamentable sí que tengamos que hacernos cargo de una iniciativa del gobierno”.

Así, aseguró que para los municipios grandes y con mayores recursos no es mayor problema, pero “¿qué pasa con aquellos que actualmente no tienen el dinero suficiente para cumplir con sus obligaciones, de dónde van a sacar un promedio de diez millones de pesos para cambiar todas las señaléticas?”

Por lo mismo, pidió a la ministra de Transportes, Gloria Hutt, crear un fondo para ir en apoyo de los municipios más pobres.

Fuente: www.biobiochile.cl